Uno tiene tiempo para lo que le interesa